Compartir en:

LA UNIÓN EUROPEA SE ACERCA A LOS BALCANES OCCIDENTALES

El pasado miércoles 6 de mayo, se celebró una cumbre por videoconferencia entre la Unión Europea y los países de los Balcanes Occidentales que son Albania, Bosnia, Montenegro, Macedonia del Norte, Serbia y Kosovo con el fin de reforzar la perspectiva europea y los lazos con el organismo.

En dicha cumbre la Unión Europea se comprometió a brindarle una ayuda de 3.300 millones de euros para la lucha contra la pandemia de COVID-19, destinados a la entrega de insumos médicos y a la recuperación económica y social post pandemia. Esto fue expresado en la Declaración de Zagreb, aliviando la preocupación europea por la presencia de China, Rusia y Turquía en la zona, que ya habían realizado importantes donaciones.

También esto marcó la primera vez en la cual Kosovo y España participan en una misma cumbre reflejando la necesidad de poder establecer el diálogo entre las naciones europeas y llegar a un acuerdo sobre el estatus de Kosovo, algo que debe resolver Serbia para poder ingresar al bloque comunitario.

A pesar del hito histórico, España solicitó el retiro de la bandera de Kosovo y cualquier símbolo kosovar para evitar que se interprete como un reconocimiento implícito del país.